SAN asesora a agricultores en Choapa por eventual baja en producción de duraznos y nueces

0
105

Principales urgencias derivan en los daños que podrían causar los cambios de temperaturas en plantaciones, pues no cumplieron sus horas de frío. Junto a ello, buscan mayores capacidades y transferencia de conocimientos en temas netamente agrícolas, paralelo al esfuerzo que realizan con las Juntas de Vigilancia para la distribución y el cuidado del agua. Critican falta de apoyo del Gobierno.

En Salamanca, la temporada 2023 trajo agua inesperada, producto de los frentes y lluvias de la zona central, y deshielos en un sector de la cordillera de la Quinta Región. Sin embargo, ese positivo escenario se contrapone con el cambio de las temperaturas, que ha producido que los árboles, como los que producen duraznos o nueces, estén sin hojas y flores, debido a que no cumplieron sus horas de frío, que deben ser alrededor de 300 a 400 horas.
Esto preocupa a los agricultores del valle alto de Salamanca porque habrá una reducción de producciones durante esta temporada y donde algunos piensan en la poda casi completa. Más aún agregan que no existen apoyos gubernamentales, especialmente quienes no son usuarios de Indap, por lo que buscan crean una asociación gremial para trabajar temas netamente agrícolas, puesto que las Juntas de Vigilancia cumplen otra función, relacionada a la distribución y el cuidado del recurso hídrico.
De ahí que la Sociedad Agrícola del Norte llegara a la zona para reunirse con los dirigentes del Valle Alto de Choapa, en la sede de la localidad de Llimpo, para entregar asesoría y además iniciar un trabajo conjunto de capacitaciones que se requieren, con urgencia, para capacitar a los agricultores sobre producción y plantaciones.
María Inés Figari, presidenta de la SAN, sostuvo que la distancia no es impedimento para un trabajo colectivo y de apoyos en diversas materias como el acercar a instituciones como el INIA, CEAZA y otros organismos relacionados al estudio del clima, el agua y frutales.
“Es dramática la situación, no van a tener producción de duraznos porque no hubo flores ni hojas en los árboles, hay baja producción en damascos donde existe un problema con las horas de frío. La pequeña agricultura no puede morir y es muy importante la organización y representatividad de todo el valle de Choapa”, indicó Figari.
Junto a ello, la dirigente gremial agregó que “como Sociedad Agrícola estamos atentos y trabajando para exponer estas realidades y situaciones a las autoridades nacionales, hemos hecho un petitorio de apoyos y además estamos impulsando que existan nuevas fuentes de agua, porque en Elqui y Limarí el agua se acaba”.