Novedoso vehículo especializado en desalinización de agua de mar realizó prueba en Playa de La Serena

0
34

Con la actividad organizada en conjunto por el diputado Víctor Pino, en su calidad de presidente de la Comisión de Recursos Hídricos de la Cámara, y el delegado Presidencial de Coquimbo, Galo Luna, las autoridades buscan soluciones reales y a corto plazo para combatir la grave crisis hídrica que afecta a la región.

En el sector del Faro Monumental de La Serena, se realizó esta mañana una prueba in situ del funcionamiento del vehículo Galmovile, especializado en tareas de desalación y purificación de agua. Una actividad gestionada por el diputado Víctor Pino, para demostrar que “hoy el país cuenta con tecnología para enfrentar la prolongada sequía”.
Con unas mangueras conectadas directamente al mar, el buggy 4×4 de la empresa Cosmoplas, comenzó a realizar su demostración, utilizando su bomba de extracción y filtros desalinizadores y purificadores, para que posteriormente los asistentes pudieran beber el agua tratada y potable, que cumple con todos los estándares de salud fijados por la OMS.
Finalizada la demostración, el presidente de la Comisión de Recursos Hídricos de la Cámara, diputado Víctor Pino, señaló que “desde el comienzo de mi gestión he estado preocupado de traer iniciativas que vayan en directo de beneficio de buscar una solución a la crisis hídrica que afecta a nuestro país y principalmente a mi región de Coquimbo, y este vehículo cumple una de las funciones principales para dar solución en casos de emergencia, disponiendo de la capacidad de 20.000 litros al día de agua desalada y 140.000 litros de potabilización de agua dulce. Por lo tanto, creemos que es una alternativa que cumple con todas las condiciones que hoy se necesitan y por eso hemos realizado los nexos para que la Delegación Presidencial conozca esta tecnología, además de poder presentársela a la comunidad”.

Por su parte el delegado Presidencial de la región de Coquimbo, Galo Luna, agradeció la demostración porque “es un ejemplo práctico aquí mismo en la playa, de un vehículo que puede funcionar en casos de emergencia con una capacidad de salvación de 20.000 litros día, y para que la gente se haga una idea, con esto se puede llenar un camión aljibe y nosotros estamos buscando soluciones de este tipo. Sabemos que como gobierno tomamos la decisión de construir una planta desaladora que va a nutrir de 1200 litros por segundo a la región, principalmente la conurbación y también a Ovalle, pero sabemos también que necesitamos de soluciones intermedias, porque estamos viviendo una sequía de las más grandes de este siglo”.

En tanto, Carlos Fredes, Account Manager de la empresa Cosmoplas, indicó que el buggy “es una planta de tratamiento móvil que puede proporcionar agua para abastecer a siete mil personas diarias en contextos de emergencia. Según lo que ha dicho la OMS (Organización Mundial de la Salud), una persona debería contar con al menos 20 litros de agua al día para un consumo de emergencia, solo para beber y cubrir sus necesidades básicas, y con esto se puede. Creemos que es una buena alternativa a otras infraestructuras hidráulicas que además de ser más costosas demoran muchos más años en implementarse”.
Este vehículo especializado en desalación y purificación de agua, tiene la particularidad de que al ser 4×4, puede desplazarse rápidamente donde se le requiera, ya sea para ser utilizado en zonas costeras, ríos y pozos.