Francisco Villalón Laidlaw, Andes Iron: “Hemos planteado de manera formal, transparente y muy clara una invitación para establecer un diálogo constructivo con movimientos ambientalistas”

0
131

El viernes 16 de abril de 2021 (después de más de nueve meses desde que la causa estuvo en acuerdo en el Primer Tribunal Ambiental de Antofagasta) se conoció finalmente el fallo que acogió el requerimiento interpuesto por la empresa el 01 de diciembre de 2017. Fueron tres años y cinco meses de tramitación tan solo en esta instancia, para un proceso de evaluación ambiental que se inició el 13 de septiembre de 2013. Han sido más de siete años de tramitación, pero que tampoco no se acaban ahora.

El fallo del tribunal de Antofagasta retrotrae toda la controvertida tramitación del proyecto Dominga. Y es que la evaluación del proyecto minero-portuario, cuyos controladores son las familias Délano-Garcés, dejó abierta la llave para que pueda aprobarse en la región de Coquimbo, en el gobierno de Sebastián Piñera.
Toda una sorpresa para la compañía que lleva ocho años de evaluación, pero antes debe sortear un nuevo obstáculo: la Corte Suprema y los casi seguros recursos de casación que pedirán grupos ambientalistas. Semanario Tiempo conversó con Francisco Villalón Laidlaw, Gerente de Asuntos Corporativos y Comunidades de Andes Iron, el segundo en la línea ejecutiva de la empresa detrás de Pedro Ducci, su gerente general.

  • De la lectura del fallo, surge la interrogante de si la COEVA regional (Comisión Evaluación Ambiental regional) podría requerir estudios adicionales, por ejemplo, respecto a las mitigaciones por los pingüinos de Humboldt o completar otro tipo de información.
    La Comisión de Evaluación Regional tendrá a la vista los contundentes argumentos del Tribunal Ambiental que señalan que el proyecto cumple a cabalidad con la normativa ambiental y entregó toda la información, completa y suficiente, para su correcta evaluación ambiental. Además, eventualmente, podrían solicitar exigencias o condiciones según lo estimen. En particular, en relación a las medidas del Pingüino de Humboldt, el tribunal es enfático en señalar que los requisitos solicitados, en ningún caso tienen la cuantía suficiente para rechazar el proyecto, muy por el contrario, entregan directrices y recomendaciones.
  • El 20 de julio de 2017 (hace cuatro años) se realizó una feria laboral para dejar curriculums y postular a trabajos en Dominga. ¿Hasta qué punto se pueden crear expectativas laborales para superar la crisis económica actual generada por la pandemia?. ¿Tiene algún mensaje para la comunidad al respecto?

Aquí se ha generado un gran perjuicio a la comunidad y a nuestra región tan golpeada por la sequía y la pandemia. Si este proyecto hubiese sido aprobado como correspondía el 2017, a la luz de todos los antecedentes que hemos conocido ahora, esta región tendría 30 mil nuevos pues-tos de trabajo. Lo que hicimos en esa oportunidad fue actuar con responsabilidad para poder cumplir nuestro compromiso con la región, es decir, prepararnos oportunamente para tener en nuestros registros los antecedentes de profesionales, técnicos y trabajadores que puedan formar parte de este proyecto. Lamentablemente, por las situaciones que la opinión pública ha conocido y las distintas trabas que ha tenido este proyecto, eso no se pudo materializar y quienes más han sufrido son aquellas personas que se han visto afectadas por la falta de empleo y de mayores oportunidades.
Si las instancias competentes así lo permiten, y de no mediar nuevos recursos, nosotros haremos nuestro mejor esfuerzo, incluyendo este tipo de encuentros laborales, para asegurar que la máxima cantidad de personas de la región pueda trabajar en Dominga y también beneficiarse de la generación de ingresos que favorecerá a todas las ramas de la actividad productiva.

  • ¿Hay posibilidad de mayor acercamiento con grupos ambientalistas o contrarios al proyecto?
    Así es, hemos planteado de manera formal, transparente y muy clara una invitación para establecer un diálogo constructivo con movimientos ambientalistas, y de manera especial a la ONG Oceana, para que se sumen al Centro Científico, que no sólo fue validado por el Tribunal Ambiental, sino que profundizado, rebautizándolo como Centro de Investigación y Estudios Socioambientales Aplicado, dictaminando que esté conformado por un equipo multidisciplinario en las áreas de las ciencias naturales, socioeconómicas y ambientales.
    Hemos invitado particularmente a la ONG Oceana a sumarse a esta iniciativa, de la misma manera que lo hace en otros países, como por ejemplo en Estados Unidos, en la Bahía de San Francisco, California. Nuestra región requiere con urgencia desarrollo sostenible, tenemos la convicción que es posible compatibilizar este desarrollo, que traerá tantos beneficios para la gente, con la debida protección y resguardo del medio ambiente en base al conocimiento científico y la tecnología.
  • Sabemos que falta tramitación y probablemente vuelva al Tribunal Constitucional o a la Corte Suprema.

¿En qué basan su optimismo para decir que en el segundo semestre de este podría comenzar la construcción? ¿Existe algún análisis de estrategia legal que permita sostener la rapidez en la tramitación actual o que la corte Suprema no admitirá nuevos recursos de casación?

Debemos cumplir con el compromiso que hemos realizado con la ciudadanía, ellos nos han pedido estar preparados para que en el momento en que las autoridades competentes lo permitan y de no mediar nuevos recursos, podamos iniciar prontamente las primeras obras. El fallo, por unanimidad, ha sido claro en señalar que el proyecto debe retrotraerse a la instancia de evaluación de la Comisión Regional, y de contar con una aprobación, que esperamos respetuosamente así ocurra, estaremos preparados para iniciar todo lo necesario para la materialización de Dominga.
No podemos inmovilizarnos por los anuncios que realicen aquellos grupos que se oponen a la minería, muy por el contrario, seguiremos trabajando con renovadas energías. Sería lamentable para la región continuar con la judicialización de proyectos, nosotros estamos por el camino del diálogo y las puertas siempre estarán abiertas.