Gremios prevén crecimiento moderado este año de persistir deterioro hídrico, incivilidades y escasa inversión

0
51

Legislador emplazó al jefe comunal porteño y a su par de La Serena, Roberto Jacob, a dar explicaciones sobre las acciones que estén desarrollando sobre una de las temáticas que más urge a la ciudadanía. Manouchehri apuntó los dardos contra el congresista y lo acusó de “empaparse” del trabajo edilicio. “No lo vi tan preocupado cuando su camarada (Marcelo Pereira, acusado por fraude al fisco y malversación) dejaba un centro tomado por ilegales”, indicó.

Seguridad, escasez hídrica y baja inversión. Son los temas transversales que identificaron los gremios productivos de la región de Coquimbo al realizar un balance del año que se va y que auguran un esfuerzo mayor para lograr la reactivación económica. Aunque el pesimismo es alto, desde el Comercio, la Industria, la Agricultura y la Minería indican que puede aliviarse, ya que las relaciones con las autoridades locales están en “bien pie”.

María Inés Figari, presidenta de la Sociedad Agrícola del Norte, si bien destacó avances el 2023 como el estreno del Sitio 3 del puerto de Coquimbo, también debieron sumar energías en la concreción de seminarios y charlas educativas para la comunidad y el mundo agrícola, debido a quiebras, bajas estimaciones de temporada afectadas por la sequía, y otras asesorías legales y de comercialización. “Hubo participación de los directorios de representación nacional como Fedefruta, Sociedad Nacional de Agricultura y coordinación con Multigremial Nacional”, explicó.
Y justamente ese será el desafío este 2024, es decir “seguir en la temática de sensibilizar y buscar soluciones ante la escasez hídrica, junto con el apoyo a los proyectos de plantas desaladoras; entregar y mantener fluida comunicación con las autoridades regionales y nacionales y lograr una estrategia regional hídrica que trascienda los Gobiernos de turno”.
“El 2024 lo veo como un año donde debemos tener esperanza que, de alguna forma, todos nuestros grandes temas puedan tener una luz, al menos para poder encontrar verdaderamente la solución, aunque sea parcial, para los problemas que vive toda la región con la escasez hídrica”, subrayó. En ese sentido, consideró que existen algunas soluciones o medidas a ejecutar, como apoyar nuevas técnicas e innovaciones, como las sondas de humedad para riego o abrir una oficina técnica de proyectos hídricos para apoyar en la confección de ideas y/o colaborar a postular a fondos a pequeños agricultore.

Carlos Orrego, presidente de la Cámara de Comercio de La Serena, confesó que se mantienen las mismas dificultades post pandemia y estallido social, “donde la gente se vio enfrentada a situaciones violentas, asaltos y delitos en el centro de la ciudad. La seguridad, en este caso, es el área a mejorar, pero también consideró que se deberán internalizar medidas como las 40 horas semanales o la eventual puesta en marcha de la reforma previsional. “Hoy, el comercio está pasando por situaciones complejas, desde le punto de vista del consumo. Se han tomado medidas, pero falta y eso hace que la gente tenga incertidumbre o situaciones en las cuales no puede adquirir bienes a largo plazo e inmediatos. Hay comercios que han cerrado”, graficó.

Justamente, impulsar la inversión es uno de los asuntos que más urge, especialmente por la generación de empleo. Juan Carlos Sáez, presidente del Consejo Regional Minero de Coquimbo (Corminco), explicó que si bien se promovió proyectos mineros como Arqueros y El Espino, además de las nuevas instalaciones de Minera Los Pelambres (INCO; especialmente), “el año 2024 es desafiante porque la situación del país sigue siendo muy mala y hay que destrabar las inversiones, como el proyecto Dominga, en contexto de una matriz hídrica agotada que debe resolver su situación”.

Marcos Carrasco, presidente de la Multigremial Coquimbo, opinó que, si bien las altas tasas de interés producto de la inflación fueron restricciones que la economía local tuvo que soportar, “(también) afectan a sectores como la Construcción, dado que las banca está solicitando sueldos muy altos y aumentan los stocks de viviendas”.
Y coincidió que: “la crisis hídrica también está dejando secuelas y se ve reflejado en que esas personas que se quedaron sin trabajo no van a gastar, obviamente, y todo eso se va resintiendo en la economía. La seguridad es otro problema que se arrastra y nuestras autoridades no han puesto el freno necesario para ir aumentando la sensación de inseguridad”, explicó
Para Carrasco otra de las preocupaciones es la baja inversión pública, arrastrada por las incertezas en la ejecución de la concesión de la Ruta 5 o los problemas que experimentaron las labores en la primera etapa de la construcción del Eje Cuatro Esquinas.