Planificar a largo plazo

0
102

En esta edición les presentamos un suplemento especial, en que hemos buscado con rigor las iniciativas más concretas y significativas que buscan aportar en el cuidado y eficiencia hídrica. Agradecemos al Fondo de Fomento de Medios por esa posibilidad.
Y una de las conclusiones a las que llegamos este trabajo periodístico fue que es necesario coordinar, conocer y difundir las diferentes iniciativas, generar sinergias, unir voluntades, porque muchas veces hay desconocimiento de lo que hace el vecino o bien se podría avanzar mucho más rápido para poder implementar nuevas medidas si se compartiera mucha más información.
Los científicos e investigadores universitarios ciertamente están dando pasos relevantes para incidir de manera concreta en materia hídrica, pero también se nota una falta de liderazgo de largo plazo, más allá del político de turno, que permita dar continuidad a las iniciativas y mantener iniciativas como prioritarias en la agenda pública, pero no sólo para discutir o polemizar, sino que para avanzar.
Por ejemplo, respecto al estudio de barreras de nieve, se hace evidente la necesidad de avanzar con mayor inversión, de forma sistemática para seguir probando alternativas. Algo similar sucede con la utilización de técnicas japonesas para la depuración de aguas servidas, que realmente es una innovación total, que no se ha ejecutado en otra parte del mundo de esta forma. Ambos son proyectos que merecen atención ya que de manera directa y potente podrían ayudar.
Pero también desde hace muchos años sabemos que falta organización entre los usuarios del agua para conformar las denominadas “Comunidades de Agua”. Y bueno, qué falta, quién apura el tranco, quién toma la posta.
Hoy la gobernadora regional ha confirmado algunas instancias relativas al medio ambiente, pero para que eso no quede como una buena intención, se hace más indispensable que nunca trabajar en la construcción de la nueva Estrategia Regional de Desarrollo. Ya obsoleta hace algunos años.
Queda poco tiempo al actual gobierno, pero parece sensato avanzar en ese instrumento. Si no planificamos, difícilmente podrá existir continuidad de las políticas locales.

Victor H. Villagrán
Editor Semanario Tiempo