Pandemia, que nadie diga que no avisaron

0
126

Ya lo vivimos el año pasado. Supimos de qué se trata y cómo funciona. De ahí en adelante, algunos gremios han tomado la iniciativa para mejorar sus protocolos, asumir compromisos y mejorar la gestión con tal de no tener que cerrar sus faenas nuevamente en caso de que la región retroceda en el plan Paso a Paso y debamos permanecer en cuarentena total.
Hoy los análisis y las cifras parecen un mantra, que reitera de manera insistente que se deben respetar los aforos, las medidas de distanciamiento y el lavado de manos. Se ha dicho hasta el cansancio, se ha explicado y es tremendamente simple de ejecutar, pero el paulatino aumento de casos a raíz de las fiestas y aglomeraciones de fin de año indican que casi inevitablemente retrocederemos de fase.
Pero aunque pasemos un verano con buenas cifras, todavía nos resta pasar el otoño y el invierno y tenemos tiempo más que suficiente para prepararnos con calma. Un ejemplo de aquello es el gremio de la construcción que implementó sus protocolos 4.0 , se sometió a revisiones exhaustivas y logró certificar procedimientos que ahora les permitirá permanecer con con sus faenas trabajando en caso de cuarentena.
Sin duda es el camino correcto, pero que todavía debe avanzar un par de pasos más, por ejemplo hacia los proveedores de bienes y servicios para la construcción, porque sin ellos se corta la cadena y tampoco pueden trabajar de manera correcta.
Por otra parte, el gremio de los hoteleros se adelanta en decir que los focos de contagio no están entre los turistas. Y pareciera que sí tienen toda la razón. Todo indica que los contagios se están produciendo en el ámbito familiar, y en sectores determinados. De ahí la necesidad de entregar información completa y focalizar los sectores en que no se están respetando (o no es posible respetar) las condiciones de prevención.
Hay necesidades de trabajo, condiciones de hacinamiento, pobreza e incluso desinformación que obliga a doblegar esfuerzos.
La pandemia no ha terminado, pero contamos con más y mejor información para seguir avanzando con seguridad. En caso de que regrese la temida cuarentena, que nadie diga que no le avisaron.

Victor H. Villagrán
Editor Semanario Tiempo