Certificación internacional del ostión de Tongoy y Guanaqueros dará impulso a su comercialización sustentable

0
28

El proyecto “Acuicultura sustentable: Industria ostionera regional”, financiado por el Gobierno Regional de Coquimbo (FIC-R), ejecutado por la Universidad Santo Tomás y el Centro de Investigación y Modelación de Negocios (CIMON), se extendió por más de dos años.

Llevar adelante el levantamiento de información sobre las ventajas competitivas del ostión de cultivo, proveniente de las bahías de Guanaqueros y Tongoy, culminó con importantes resultados, presentados al Consejo Regional de Coquimbo, organismo que aprobó $167 millones para respaldar esta iniciativa.
Marcelo Chacana, Director del Centro de Investigación y Modelación en Negocios de la Universidad Santo Tomás y el Antonio Vélez, jefe del proyecto “Acuicultura sustentable: Industria Ostionera Regional”, expusieron los datos ante la comisión de Fomento Productivo.
Por una parte, se logró la certificación de la Aquaculture Stewardship Council (ASC), la cual corresponde a una de las más exigentes certificaciones de sustentabilidad acuícola dentro de la industria a nivel mundial. Esta certificación establece las bases para la acuicultura sustentable, cuyo estándar contempla alrededor de 120 criterios para acreditar la sustentabilidad productiva y ambiental de las empresas. El proyecto logró certificar a las empresas Ostimar (Tongoy) y Aguamarina (Tongoy).
Además, un segundo proceso estuvo relacionado con la Certificación Orgánica de los productos, que se enfocó en el análisis de distintas variables. En un primer lugar, se encargó de certificar la calidad del producto en sí, mediante estudios bacteriológicos, de metales pesados, entre otros.

Otra línea de análisis estuvo relacionada con la calidad de las aguas, que, en el caso de Tongoy y Guanaqueros, poseen una calidad privilegiada en comparación a otras zonas productivas.
Finalmente, una tercera línea de estudios se centró en las propiedades nutricionales del ostión del norte, la cual cualificó su calidad funcional, evidenciándolo como un alimento saludable, con bajo nivel de colesterol, un alto aporte de vitamina B12, entre otros atributos.
Ante los logros expuestos, Dinka Herrera, presidenta de la comisión de Fomento Productivo, Ciencia, Tecnología e Innovación, destacó que “este proyecto ha logrado un éxito que nos llena de orgullo y satisface plenamente. Son certificaciones que los colocan como productos nuestros de primera línea internacional y de gran competitividad ante nuevos mercados”.

Finalmente, el pleno aprobó otorgar el apoyo del Consejo Regional a la acuicultura regional, en especial al cultivo del ostión del norte, considerando su calidad nutricional, las certificaciones obtenidas y sobre todo la futura obtención del Sello de Origen, con todo, acciones que pueden ser reproducidas en otros territorios de la región y a otros productos acuícolas en post del desarrollo productivo sustentable de nuestras bahías.
A su vez, se acordó consultar a la Subsecretaría de Relaciones Internacionales respecto del avance en las gestiones realizadas para lograr la apertura del mercado del Ostión del Norte a China, iniciativa promovida por el Consejo Regional a inicios del 2020.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here