Pesca Industrial bate récord de producción con 190 mil toneladas de jurel para consumo humano en primer semestre

Publicado bajo: Pesca y Acuicultura |

Los productos elaborados en base a este recurso industrial han ido creciendo sostenidamente en los últimos cinco años, paralelamente a la positiva evolución de la pesquería.

Esto se debe esencialmente a la gestión realizada para la recuperación y conservación, el compromiso de la pesca industrial y el fortalecimiento de su comercialización que lo ha hecho más atractivo en el mercado extranjero y en el nacional.

industrial pesca(Región del Bio-Bio).- La Pesca Industrial de la zona centro sur celebró el martes pasado un hito histórico como productora de alimentos para consumo humano al lograr en el primer semestre de este año elaborar 190 mil toneladas de congelados y conservas en base a jurel. “Esto es posible dado el gran avance en el uso de este recurso, pues hoy el 80% de las capturas de la flota industrial tiene como destino las personas, lo que nos tiene muy contentos, pues es un compromiso cumplido el entregar a los chilenos un alimento sano, rico, muy accesible y barato”, dijo Macarena Cepeda Godoy, Presidenta de la Asociación de Industriales Pesqueros, ASIPES, al encabezar la ceremonia donde se exhibió la tonelada 190 mil de productos en base a jurel, en uno de los galpones de maniobra de la empresa Blumar, en San Vicente, comuna de Talcahuano.
Las empresas Alimar, Blumar, Camanchaca, FoodCorp, Landes y Orizon (no socia de ASIPES), además de autoridades, trabajadores y vecinos participaron en esta ceremonia donde se destacó la progresiva recuperación de este recurso pesquero. Según datos de Sernapesca, en los últimos cinco años la producción de jurel ha ido al alza en forma progresiva. En 2015, se elaboraron poco más de 75 mil toneladas de productos en base a jurel para consumo humano. Sin embargo, el salto al 2019 es cualitativo (190 mil toneladas sólo el primer semestre) y, de darse las condiciones el próximo año, podría superar largamente las 200 mil toneladas de productos elaborados en base a este recurso.
Macarena Cepeda dijo que “estamos hablando que las plantas de las empresas socias de ASIPES y Orizon produjeron el primer semestre de este año 158 mil toneladas de congelados y 32 mil toneladas de conservas de jurel (más de 3 millones de cajas). Por ello cuando decimos que la industria pesquera es un motor económico y alimentario en la Región del Biobío, nos referimos a datos tan concretos como éstos”.
La industria pesquera se define hoy como una industria de alimentos, ya que el 70% de los recursos que captura su flota se destina a congelados y conservas, es decir, consumo humano directo. Los principales productos para consumo humano son el congelado de jurel, merluza común, jibia y langostinos, así como las conservas de jurel en sus variados formatos.

Compártenos en las redes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *