Aplican protector solar en frutos expuestos a golpes de sol

Publicado bajo: Agroindustria |

El Instituto de Investigaciones Agropecuarias, INIA Intihuasi  se encuentra realizando ensayos con diferentes productos para reducir el daño producido por el sol.

Es época de verano y ya se anuncian altas temperaturas para la provincia de Limarí, las cuales podrían sobrepasar los 30 grados Celsius, como habitualmente ocurre en los meses de enero y febrero.
Altas temperaturas, baja humedad en el ambiente y altos índices de radiación son la combinación ideal que puede  afectar de forma negativa a los cultivos, especialmente a los frutales, que debido al “golpe de sol” merman su producción.
Es por ello que el Instituto de Investigaciones Agropecuarias INIA Intihuasi a través de su Oficina Limarí realizó un taller dirigido a profesionales y asesores de los Programas Agropecuario para el Desarrollo Integral de los Pequeños Campesinos del Secano (PADIS) y de Desarrollo Local (PRODESAL) del Instituto de Desarrollo Agropecuario INDAP, en el marco del programa de Grupos de Transferencia Tecnológica, GTT de INIA.
A través del taller, profesionales del INIA mostraron a los extensionistas los tipos de daño que produce el sol en los cultivos del nogal y cómo prevenirlo mediante la utilización de productos como los bloqueadores.
“Hoy día lo que pudimos ver es cómo con protectores solares podemos disminuir la incidencia de golpes de sol en las plantas de nogales, protegiéndolas de este fenómeno,  que está dado por dos condiciones principales que es la temperatura y la radiación solar”, explicó Angélica Salvatierra, subdirectora de investigación y desarrollo de INIA Intihuasi, agregando que “el principal problema es que las plantas se ven estresadas por las diferentes condiciones que provienen de ese cambio climático, temperatura, radiación, falta de agua y eso afecta fisiológicamente a la planta y por ende también la productividad”.
Pía García, coordinadora de los programas PADIS y PRODESAL en Río Hurtado sostuvo que “este tema era bien importante, por los problemas que puede ocasionar en cosecha. Con estas capacitaciones a nosotros nos orientan para poder saber de otras alternativas que existen de producción, cómo poder aplicar el protector solar en las plantas, en qué fechas, cuál es la mejor alternativa, las más barata y así nosotros le podemos ir explicando a nuestros usuarios e interiorizarlos en estas alternativas que hay”.
Alejandro Zepeda de PRODESAL Punitaqui valoró el taller y sostuvo que uno de los principales problemas es el clima “es un problema que afecta a la gran mayoría de plantas en este caso frutales y con este taller pudimos constatar en terreno más menos la metodología que hay para aminorar un poco estos efectos que produce el golpe de sol”.

Compártenos en las redes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *