Andes Iron inicia periplo en Tribunal Ambiental y Pelambres avanza en acuerdo con pobladores del Pupío

Publicado bajo: Minería y Energía |

Reclamación por proyecto Dominga podría tardar unos seis meses. Mientras, la empresa del grupo Luksic busca implementar un convenio con las comunidades del Choapa, paralelo a su plan de Infraestructura Complementaria.

El 30 de noviembre, Andes Iron ingresó al primer Tribunal Ambiental de Antofagasta su reclamación tras el revés sufrido -tres meses antes- en el Comité de Ministros.
Con el rol R-1-2017, el recurso fue presentado por el abogado Marcelo Olivares en representación de la empresa, controlada por la familia Délano y Garcés.
“Lo que corresponde ahora es que el señor Presidente del Tribunal asigne el documento a un abogado relator, para los efectos de la correspondiente cuenta a los Ministros y en definitiva, resolver si se admite a tramite la reclamación que podría ser resuelta según se estima, en un plazo de 48 horas”, dijo esa jornada el Ministro Abogado y Vocero del Primer Tribunal Ambiental, Mauricio Oviedo.

EN ESE PLAZO LA DEMANDA FUE ACOGIDA.
“Andes Iron confía en la institucionalidad medioambiental de Chile y espera que el Tribunal Ambiental de Antofagasta evalúe el proyecto Dominga en su mérito, atendiendo los sólidos antecedentes que se han entregado tras su largo proceso de evaluación ambiental”, dijo en un comunicado, los titulares de la iniciativa de US$2.500 millones.
Y agregaron que esperan que la decisión de la corte “retrotraiga el proceso a la etapa posterior a la dictación del Informe Consolidado de Evaluación (ICE), que recomendó en base a argumentos técnicos aprobar Dominga”.
Pero el 21 de agosto, la instancia ministerial resolvió rechazar la reclamación presentada por Andes Iron. Ésta perseguía anular la “arbitrariedad e ilegalidad” de la Comisión de Evaluación Ambiental de Coquimbo que denegó, en marzo pasado, la RCA al proyecto, en una votación dividida, que se extendió por casi 4 horas y que fue vista como “política” por los principales gremios empresariales.
La decisión en Santiago derivó incluso en la salida del ex ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, el ex subsecretario de la cartera, Alejandro Micco, y el ex titular de Economía, Luis Felipe Céspedes. El caso sacudió a La Moneda.
“Se ha causado un daño a la democracia de este país, hay un daño a la institucionalidad del país, vamos a insistir ante los tribunales ambientales”, dijo en la ocasión el presidente Ejecutivo de Andes Iron, Iván Garrido.

ACUERDO MARCO EN EL PUPÍO
Mientras, Minera Los Pelambres (MLP) cierra acaso el año más tranquilo en la escena nacional, luego del escándalo que dejó la decisión (en 2015) del Tribunal de Los Vilos al decretar la demolición de la cortina del tranque de relaves El Mauro, de propiedad de la principal cuprífera de la IV Región. Esto luego de la demanda de los habitantes de Caimanes, quienes ganaron un juicio a la minera por la afectación del depósito de relaves en el libre escurrimiento de las aguas del Estero Pupío.

Pero, la compañía inició esta segunda quincena de diciembre un proceso de participativo para que los habitantes de ese valle, definan los programas y proyectos que serán financiados por el Fondo de Desarrollo Comunitario.
Esto luego de un Acuerdo Marco de Entendimiento y Cooperación Recíproca alcanzado luego de un proceso de diálogo iniciado en abril de 2015, lo que considera avanzar en los temas relativos a las obras en agua y seguridad comprometidas y la implementación de los fondos de desarrollo familiar y comunitario.
Paralelamente, MLP está sujeto a tramitación ambiental con el proyecto «Infraestructura Complementaria» en el Sistema de Evaluación Ambiental (SEA). Y es que son US$1.100 millones los que considera la iniciativa considerada clave para mantener sus niveles de producción en el procesamiento de cobre, a través de una línea de molienda y una nueva línea de flotación en la planta Los Piuquenes, comuna de Salamanca.
Además, considera una planta desalinizadora de agua de osmosis inversa, la que se habilitaría en Los Vilos. Las obras marinas incluyen los medios de captación del recurso y la descarga de salmueras, además del sistema de impulsión-conducción de la estación de bombeo emplazada en Puerto Punta Chungo, a la estación de recirculación existente en el área industrial El Mauro. Todo con una capacidad de 400 litros por segundo de agua desalada.

Compártenos en las redes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *