María Loreto Mery y reforma al Código de Aguas: «Hago un llamado a la pequeña agricultura a no dejarse llevar por la desinformación o la mala intención»

Publicado bajo: Agroindustria |

En el contexto de una actividad con campesinos de la región, la encargada de la CNR y el Subsecretario de Agricultura, Claudio Tecnicier, se refirieron a la modificación de la norma que regula el uso del recurso hídrico en nuestro país desde el año 1981. Autoridad ministerial afirmó que se han creado «mitos» y «no verdades» en torno a una supuesta expropiación del elemento.

Si hay un tema que ha causado controversia en el último tiempo en nuestro país, ese es el proyecto presentado en 2014 por el Gobierno de Michelle Bachelet para reformar el Código de Aguas vigente desde el año 1981. Integrantes de los rubros de Minería, Energía y Agricultura especialmente, han demostrado su descontento contra esta iniciativa que ha sido tildada por estos sectores productivos incluso como «expropiatoria» e «inconstitucional».
En el contexto de una actividad con campesinos de la Región de Coquimbo, el Subsecretario de Agricultura, además, de ministro (s) de esta cartera, Claudio Ternicier y la Secretaria Ejecutiva de la Comisión Nacional de Riego (CNR), María Loreto Mery; se refirieron a esta problemática.
«Es necesario establecer prioridades para el uso del agua y eso está en el capítulo uno del articulado primero del proyecto que establece las prioridades de su uso ¿Dónde están las prioridades? En el uso de agua para las personas, agua para la bebida, después las aguas ecológicas que se llaman, aguas de resguardo de parques y reservas de nuestro país; esas son las prioridades», señaló el representante ministerial, a lo que agregó que «por cierto que después está todo lo que se usa en áreas económicas, Agricultura que hace uso de un porcentaje importante del agua y otros sectores de la economía que también lo hacen…eso diría que es lo fundamental: prioridades, regularización y luego está el tema de la propiedad».
Tecnicier también afirmó que se han creado «mitos» y «no verdades» en torno a esta reforma del Ejecutivo. «La no verdad es que se ha hablado incluso de la expropiación de las aguas. Hablar de expropiación está lejos de lo que pretende el proyecto, al revés, este proyecto mantiene claramente la propiedad del agua para todos quienes les han sido asignados sus derechos desde el comienzo hasta la fecha».
«Lo que vamos a supervisar es que estos recursos sean bien utilizados en el tiempo y que también sean utilizados para lo que se inscribieron y que no se haga especulación o mal uso de ellos y es por eso que nos dimos un plazo de 30 años para que podamos evaluar que es lo que hay. Y en el intertanto esos derechos pueden ser tranzados, heredados o pueden ser usados como la gente lo estime», finalizó.
En tanto, la Secretaria Ejecutiva de la CNR, entidad que se encarga de asegurar el incremento y mejoramiento de la superficie de riego del país, entre otras funciones, en concordancia con lo representado por el Ministro (s) de Agricultura, recalcó que el proyecto lo que busca es darle prioridad al consumo humano, al saneamiento y al agua de subsistencia» y finalizó haciendo «un llamado al mundo de la pequeña agricultura a no dejarse llevar por la desinformación o la mala intención, ellos tienen un plazo de cinco años para iniciar sus trámites de regularización del derecho que han tenido; estos no caducan ni se extinguen y menos van a ser expropiados».
La reforma al Código de Aguas se encuentra en el parlamento, sin embargo, esta fue «paralizada» por el Gobierno, ya que el Ejecutivo pretende que esta no sea discutida en el período eleccionario actual, debido a que, según palabras del Ministro de Agricultura, Carlos Furche, se requiere una «discusión madura, tranquila y serena».

Compártenos en las redes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *