Salvos suspensiones marginales, grandes yacimientos cupríferos de la IV Región sortean con éxito inusual temporal

Publicado bajo: Minería y Energía |

Compañías Pelambres, Teck de Andacollo y CAP no reportaron problemas en las plantas de producción.

A 9 días de iniciado el inusual temporal que dejó abundantes precipitaciones en toda la Región de Coquimbo, las principales compañías mineras no reportaron mayores inconvenientes en sus plantas de producción, campamentos y tranques de relave.
Sin embargo, las empresas debieron activar sus planes de contingencia para enfrentar el evento climático, suspender algunas actividades y evacuar a los trabajadores por un eventual riesgo asociado a los imprevisto por la fuerza del clima
En Minera Los Pelambres (MLP), las operaciones funcionaron en normalidad. “Todas nuestras instalaciones se comportaron de acuerdo a diseño y no tuvieron complicaciones por el evento climático. Hubo una suspensión menor de actividades en la mina en la madrugada del viernes producto de la nieve, siempre con el fin de resguardar la seguridad e integridad de nuestros trabajadores, lo que no afectó las operaciones de la planta, por lo que no tiene incidencia en nuestra producción”, respondió la cuprífera mediante un escrito a Semanario Tiempo.
MLP, agrega, posee un reglamento de “Operación Invierno”, el cual establece restricciones y procedimientos para este período. Además, las instalaciones cuentan con un monitoreo o servicio de meteorología, que permite conocer con anticipación este tipo de episodios. Esto les facilita un espacio de tiempo suficiente para “prepararnos y desarrollar los planes de contingencia necesarios”.
Respecto al funcionamiento del tranque de relaves El Mauro, la compañía del Grupo Luksic, informó que “tampoco se vio afectado por la intensidad de las lluvias” y sus operaciones se mantienen de manera normal a la fecha.
“Como ya es un acuerdo con la comunidad de Caimanes, el día domingo (14 de mayo) recibimos a un grupo de representantes de dicha comunidad, quienes fueron a comprobar en terreno el estado de normalidad las operaciones del tranque y la operatividad de los canales de contorno que permiten el escurrimiento de las aguas del estero Pupío hacia la localidad de Caimanes”, aseguran.

EL ROMERAL: OK
En cuanto a Minas El Romeral, de CAP Minería, estimaron que las lluvias no perjudicaron las operaciones normales y afirmaron no registrar mayores incidentes, ni contingencia posterior al frente de mal tiempo que afectó a la zona. Sin embargo, el viernes 12 de mayo, como medida de precaución, fueron suspendidas las actividades en la faena, siendo retomadas el día siguiente, con trabajos de inspección, habilitación de caminos y revisión de equipos; y a partir del inicio de esta semana se ha trabajó de manera habitual, afirman.

ANDACOLLO
Para Teck Carmen de Andacollo, en tanto, se activó el “Plan de Invierno” para eventos climáticos, cuyo propósito es cautelar “la integridad de las personas, bienes e instalaciones y asegurar la continuidad operacional de la compañía”.
“Este plan fue activado para el evento de la semana pasada y afortunadamente permitió resguardar a los equipos de trabajo y mantener la operación”, manifestó la empresa en un comunicado.
En ese sentido, la empresa colaboró además como integrante en el Comité de Emergencia de Andacollo, lo que permitió ayudar en el despeje de la Ruta D-51 –vía principal de acceso al poblado minero– gracias a trabajos con maquinaria en ese punto, y otros diversos sectores afectados de esa ciudad, a través del barrido y lavado de calles de esa ciudad post lluvias.

Compártenos en las redes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *