Histórica casa “1922” en barrio Baquedano desata pugna entre empresa coquimbana y el Serviu

Publicado bajo: Infraestructura y Construcción |

Oro Negro Ltda., propietaria de Avícola La Herradura, reconstruyó la vivienda para instalar una panadería, pero en noviembre fue expropiada para integrar un proyecto de viviendas sociales. Según la firma, la medida no fue informada oportunamente, haciéndole perder toda su inversión, por lo que recurrirá a la justicia.

casa 1922 en Baquedano 3Baquedano 401, esquina Condell. O mejor, “1922”. Así se conoce en Coquimbo a la famosa casa esquina sobreviviente de dos terremotos y maremotos: el registrado el 10 de noviembre de 1922 y el que nos azotó 16 de septiembre de 2015.
El emblemático inmueble es ahora el centro de una polémica entre su actual propietaria, la empresa Oro Negro Ltda., dueña de la conocida Avícola La Herradura, y el Servicio de Vivienda y Urbanización (Serviu), debido a la expropiación de la casa por parte del organismo estatal. Un conflicto que ascenderá a una nueva escala cuando la firma presente ante la justicia civil del puerto una impugnación legal al acto jurídico practicado, cuestión que, según informó la compañía a Semanario Tiempo, sería ingresada el viernes 13 de enero, con el patrocinio del abogado Rodrigo Molina.
La propiedad fue adquirida por Oro Negro en diciembre de 2015. A la sazón, Avícola La Herradura era desde hacía un año vecina de la conocida casa, tras haber instalado en 2014 un local de venta de huevos justo al costado, en Baquedano 405.
Según Andrés Varas, gerente de proyectos de la avícola, en el lugar funcionaba una fábrica de detergentes, y a consecuencia de la catástrofe quedó en pésimas condiciones, perdiendo techo, cielo raso, ventanas, puertas, segmentos de paredes y prácticamente todo lo que había en el interior. Pero su familia decidió adquirirla para salvarla y darle un nuevo destino: una panadería, que llevaría por nombre, precisamente, “1922”.
“Que respetara el concepto de lo antiguo, la esencia de la casa; rescatar la fachada, dejar un muro donde se vea el adobe. Una panadería que fuera una joyita para la zona. Es un emprendimiento propio, familiar, de renovación de un inmueble que nos pareció que había que conservar. Había que mejorarlo, reconstruirlo y dejarlo como un testimonio de lo que pasó acá”, afirma.
Durante el segundo semestre de 2016 se puso en marcha el proyecto. “Hicimos un estudio de mercado, sacamos todos los papeles formales de la casa, los informes previos (ante la Municipalidad de Coquimbo) y, en agosto, un certificado del Serviu que decía que la propiedad era no expropiable. Con eso empezamos a comprar la maquinaria, contratamos un constructor para las obras civiles”, relata.
En efecto, la casa está en plena reconstrucción. Hasta el muro con adobe a la vista y las distintas áreas de la panadería ya se puede apreciar. Sin embargo, sostiene, “en diciembre nos enteramos por rumores que la casa había sido expropiada. Nunca tuvimos ninguna notificación formal. Fuimos al Serviu, nos dijeron que teníamos (solamente) dos posibilidades: negociar el precio o ir a juicio”.

VERSIÓN DE SERVIU
La expropiación fue decretada mediante la resolución 2.391 del 25 de noviembre de 2016 del Serviu Región de Coquimbo. El aviso legal correspondiente fue publicado el 15 de diciembre en Diario La Región, especificando que el inmueble fue tasado por una comisión de tres peritos, la cual, según informe de fecha 3 de octubre, fijó un monto de 1.458,34 UF como indemnización provisional por el inmueble de Baquedano 401 y 1.599,24 UF por el número 405.
El director regional de la institución, Ángelo Montaño, explica que los dos inmuebles pertenecientes a Oro Negro (Baquedano 401 y 405) fueron expropiados para pasar a formar parte de un proyecto de viviendas sociales comprometido por el Ministerio de Vivienda y Urbanismo como parte de las obras de reconstrucción y seguridad contra tsunamis definidas con posterioridad al 16-S. Se trata de un gran complejo de seis pisos, con el primero destinado a estacionamientos, el segundo para establecimientos comerciales y los cuatro superiores, a vivienda, con vías de evacuación peatonal hacia la calle Juan Antonio Ríos. Está destinado, en primer lugar, a relocalizar a familias del sector que decidieron dejar sus casas tras la dura experiencia vivida en 2015.
En ese contexto, la histórica vivienda sería rescatada para convertirla en un memorial, que forme parte del conjunto arquitectónico. Según el personero, estos planes han sido siempre públicos y conocidos por los vecinos del sector.
“Esta propuesta no es nueva, ha venido trabajándose todo el tiempo y ha salido en las distintas reuniones. En septiembre de 2016 se hizo una mesa de trabajo, estuvo la ministra (de Vivienda, Paulina Saball), el alcalde de ese tiempo (Cristian Galleguillos), parlamentarios, y ahí se cerró el plan de intervención en Baquedano, en donde se incluyó distintas alternativas: las familias que querían quedarse, opciones para construir con seguridad; las que querían irse, alternativas de relocalización, involucrando la adquisición de los lotes de esas familias”, puntualiza Montaño.
Para quienes desearan quedarse en el barrio, pero no en sus antiguas casas sino en una edificación segura, especialmente diseñada por el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, se comprometió la construcción del nuevo complejo. Pero para ello se requería de un terreno consolidado, con espacio suficiente y características apropiadas.
Se eligió la cuadra delimitada por las calles 21 de Mayo, Baquedano, Condell y Chacabuco por su cercanía con la ex sede de la Teletón (la cual será destinada a equipamiento comunitario) y su acceso directo a Juan Antonio Ríos. También porque justo ahí seis residentes decidieron vender sus propiedades al Fisco. Con el propósito de conformar un paño único, con la superficie requerida, el Serviu expropió adicionalmente seis propiedades comerciales, entre ellas las de Oro Negro.
El director regional manifestó que existe aún espacio para negociar.

Compártenos en las redes

Noticias Relacionadas:

  • Calle Baquedano tendrá luminarias fotovoltaicas
  • DESTRUIDAS O DAÑADAS POR EL TSUNAMI DEL 16-S: Seis plantas de procesamiento de productos marinos en barrio Baquedano han vuelto a operar
  • Afectado por Tsunami: Ministra de Vivienda asegura que «no impondrán» soluciones para barrio Baquedano
  • Damnificados del Barrio Baquedano y locatarios del puerto de Coquimbo, reciben donación de la Embajada de China en Taiwán
  • Barrio Baquedano concentra todas las plantas de productos marinos con pérdida total por tsunami
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *